Knickerbocker SP-479 - Historia

Knickerbocker SP-479 - Historia

Knickerbocker

Se conserva un nombre anterior.

(SP-479: t. 123; 1. 110 '; b. 23'11 "; dr. 11'; s. 9 k.)

Knickerbocker (SP-479), un remolcador de vapor, fue construido por Neafie & Levy, Filadelfia, Pensilvania, en 1873 y reconstruido en 1904. Fue arrendado por su propietario, Cornell Steamboat Co., Ciudad de Nueva York, el 2 de mayo de 1917 y inscrito en la Reserva de Defensa de la Costa Naval. Adquirido el 13 de septiembre, Knickerbocker encargó el 22 de septiembre en Nueva York, Boatswain M. J. Lounsbery, USNRF, al mando.

Asignado al tercer distrito naval, Knickerbocker operaba en el río Hudson y el puerto de Nueva York como un dragaminas, remolcador y barco de despacho. Aunque se ordenó que se eliminara de la Lista de la Marina el 14 de marzo de 1918, la escasez de remolcadores resultó en su retención para el servicio portuario. El 30 de diciembre fue asignada al barco de entrenamiento y guardia Amphitrite y sirvió como barco de despacho. Knickerbocker fue dado de baja el 18 de febrero de 1919 y fue vendido el mismo día a Francis J. McDonald de Ardmore, Pensilvania.


Knickerbocker SP-479 - Historia

La siguiente es una breve historia de cómo el Knickerbocker Country Club se convirtió en lo que es hoy. Esta información son extractos de In the Good Old Days por Rachael MacRae. Los extractos incluyen recortes de artículos de periódicos antiguos que la Sra. MacRae incluyó en la historia, pero también información adicional que recopiló por su cuenta.

30 de marzo de 1929: Hace varias semanas, la gente de Cincinnatus discutió la construcción de un campo de golf. En estas pocas semanas que han pasado, se compró un sitio de 100 acres, una de las mejores ubicaciones de campos de golf en todo el condado de Cortland, se perfeccionó una organización, se nombraron comités y están trabajando, y hoy los trabajadores comenzaron a recibir el curso en forma. El sitio es la antigua granja Prince en Telephone Road. Esta carretera, mejorada en su mayor parte, pasa a unos pocos pies de la antigua y acogedora granja que los directores proponen usar hasta que puedan pagar una nueva casa club. Se planean pocas mejoras dentro de la casa para el verano, aparte de la reorganización de las habitaciones para las instalaciones del comedor y la sala de estar. Ya se han hecho arreglos para los servicios de un cuidador y un cocinero para el verano.

Los dirigentes del club incluyen: A.B. Brown, presidente Dr. D.B. Glezen, vicepresidente y L.H. Ingersoll, secretario y tesorero. Sever Directores incluyen: Sr. Brown, Sr. Ingersoll, Dr. Glezen, R.C. Smith, Henry Kerr, E.J. Angell y Luther Eaton.

Hay muchos acres que se utilizarán para trazar un campo de nueve bodegas. Gran parte del terreno es ondulado y prácticamente todo lo que planean usar para los nueve hoyos ha estado previamente bajo cultivo y probablemente se puede moldear sin grandes problemas y gastos, en calles. El sitio ofrece una hermosa vista del país circundante hacia donde se mire. Colinas onduladas y valles amplios que se desvanecen en la distancia están por todos lados.

Para continuar la historia del campo de golf Knickerbocker - Los miembros fundadores del Cincinnatus Country Club, organizado en 1929 fueron-
Earl Angell, B.R. Baldwin, Alfred Brown, Asociación Cincinnatus Chautauqua, Arthur D. Currier, Luther B. Eaton, Pierre B. Foster, Harold R. Fritz, Dr. Donald B. Glezen, Dra. Marcena B. Glezen, George A. Haskins, Leon H Ingersoll, Henry Kerr, Dr. Howard L. Lawrence, Harold McFarland, Moses R. Meacham, Leo B. Potter, Ralph C. Smith, RL Scovel, Martin C. Soule y Russell P. Taylor.

Antes de la Segunda Guerra Mundial, el club acomodaba a muchos jugadores de pago diario de Cortland en otros lugares cercanos cuyas tarifas contribuían materialmente al mantenimiento de los terrenos. Tanto los jugadores como muchos de los miembros no pudieron llegar al campo durante la Guerra debido al racionamiento del gas. Durante 1942, los terrenos y la casa club se mantuvieron únicamente con el trabajo voluntario de unos pocos miembros fieles, pero no hubo juego en el campo después de 1942. Finalmente, la propiedad se vendió a Edwin B. Knickerbocker, que era dueño de las tierras contiguas y de los activos de el club fue liquidado en 1945.

La tierra se trabajó como una granja durante aproximadamente 14 años, pero los contornos y grados de varios tees y greens aún permanecían en bastante buenas condiciones en 1960 cuando Henry y Pat Knickerbocker decidieron adquirir la propiedad y desarrollar el Knickerbocker Country Club.

1 de julio de 1960: El Knickerbocker Country Club, ubicado a menos de 2 millas al oeste de Cincinnatus en Telephone Road, está programado para abrir el sábado por la mañana para los negocios, aunque no se han completado todos los detalles del club de golf.
El club de golf está ubicado en el sitio del antiguo diseño que fue abandonado durante la Segunda Guerra Mundial, pero se ha renovado un poco debido a la ubicación de los edificios en la actualidad. Es un campo de nueve hoyos diseñado por Henry y Patricia Glezen Knickerbocker, propietarios del club. El campo se encuentra a ambos lados de la carretera. Las membresías se solicitan de forma prorrateada este verano y los no miembros pueden jugar a diario.

2 de julio de 1960: La liga masculina abre el juego en Knickerbocker Country Club: Bob Lindahl disparó uno bajo par (33) anoche por un bajo bruto en la primera ronda de la liga masculina en Cincinnatus. Diez equipos de cuatro hombres compitieron en el juego de la noche inaugural.
Thomas Deal tuvo una red baja de 38 y la puntuación oculta fue para Arthur Currier. La mejor bola de los 30 fue para Glenn Livermore, Thomas Deal, Charles Wight y Ed Blanchard. Bob Deforest tuvo la mayor cantidad de 4s (4) Walt Wheeler la mayor cantidad de 5s (5) Al Wilbur la mayor cantidad de 6s (5) y John Dietrich la mayor cantidad de 7s (5).

5 de mayo de 1961: El Knickerbocker Country Club en Cincinnatus abrirá esta temporada a pesar de la pérdida de la casa club en un incendio la madrugada de ayer. Henry Knickerbocker, propietario y operador del club, dijo esta mañana que el club abriría "lo antes posible".
Un automovilista que pasaba vio el incendio en el edificio alrededor de las 3:30 de la mañana de ayer. Se detuvo en la casa más cercana, que resultó ser la casa de Edwin Knickerbocker, padre del dueño del club. El anciano Knickerbocker notificó al Departamento de Bomberos de Cincinnatus.
Todavía no había explicación de cómo comenzó el incendio.

1963: Tres equipos empataron en el primer lugar con puntajes de 56 el domingo pasado en los torneos de mejor pelota de cuatro jugadores en el Knickerbocker Country Club.
El equipo de Norm DeOrsey, Ward Christy Jr., Dave Marshall y Dick Davis ganó el primer lugar en un desempate de muerte súbita en el segundo hoyo. Art Currier, Joe Hagen, Hollis Davis y el Dr. Kenneth Hamlin quedaron en segundo lugar. El cuarteto de Bill Currier, Steve Bilka, Riley Howe y George Huntley perdió en el primer hoyo extra y quedó tercero.

9 de mayo de 1963 (entrevista con Pat Knickerbocker): El Knickerbocker Country Club en Cincinnatus comenzó su vida como un campo de golf, se convirtió en tierra de cultivo durante la Segunda Guerra Mundial y fue reconstruido nuevamente como un campo de nueve hoyos y ahora disfruta de nuevas alturas de popularidad entre los golfistas locales y no locales. Su creciente éxito se puede atribuir a una razón, los esfuerzos de Henry y Pat Knickerbocker. “Tuvimos que empezar de cero y construirlo nosotros mismos”, dijo la Sra. Knickerbocker. “Tuvimos que recoger todas las piedras, algunas tan pequeñas como una moneda de diez centavos, agregar más tierra vegetal para los greens y cambiar el rumbo porque Bill Suárez compró parte de la tierra vieja. Estábamos todos listos para abrir en 1961 cuando el incendio del 2 de mayo quemó la casa club hasta los cimientos. Abrimos de todos modos, con un tráiler como casa club, y en agosto el nuevo edificio estaba casi construido. Creo que tres cuartas partes del trabajo fueron realizadas por gente del pueblo, y aproximadamente la mitad de los muebles fueron contribuciones de las chicas del centro. La gente fue muy amable con nosotros. No podríamos haberlo hecho sin ellos. El campo tiene un club con unos 50 miembros y también está abierto al público. Hay dos ligas masculinas y una femenina. “El primer año que abrimos había unas tres niñas que jugaban aquí”, dijo la Sra. Knickerbocker. “El año pasado formaron una liga, pero simplemente salieron y jugaron porque la mayoría de ellos recién estaban aprendiendo. Pero ahora tenemos una liga regular con unas 30 chicas ". Los Knickerbockers dirigen el campo de golf por sí mismos. "¡Soy un miembro permanente por aquí!" La Sra. Knickerbocker dijo: "Solía ​​ocuparme de esto solo con Henry hasta que se construyó la casa club, pero ahora que el negocio ha aumentado, tenemos un hombre para ayudar con los greens. Henry hace la mayor parte del trabajo, aunque de vez en cuando contratamos una cortadora de césped cuando las cosas se ponen muy ocupadas ". El Sr. y la Sra. Knickerbocker viven en Taylor Avenue con sus cinco hijos, Don 14, Bobby 13, Mark 10, Todd 8 y Kim 7. Además de dirigir el campo de golf, ambos participan activamente en los asuntos comunitarios. El Sr. Knickerbocker, que es un cartero rural, es presidente de la Junta Escolar de Cincinnatus, ex jefe de bomberos asistente, ex capitán de los masones y ex comandante del American Legion Post local, entre otras actividades. Fue uno de los cinco hombres elegidos de todo el estado en agosto pasado para formar parte de un comité de miembros de la Junta Escolar y directores que trabajan en la legislación escolar con la legislatura estatal en Albany. La Sra. Knickerbocker es presidenta de SWCS, ex presidenta de la American Legion Auxiliary, ex matrona de la OES y miembro del comité republicano de Cincinnatus. También participa activamente en el programa de movilización de sangre y como auxiliar de bomberos. Aunque pasan la mayor parte de su tiempo libre en el campo, ninguno de ellos encuentra muchas oportunidades para jugar al golf. "Ambos estamos demasiado ocupados", dijo la Sra. Knickerbocker. "Creo que me gustaría jugar, pero nunca tengo tiempo". Sin embargo, todos sus hijos juegan al golf, y Mark y Bobby ganaron sus vuelos el año pasado en la Liga Amateur Juvenil del Cortland Country Club. El Sr. y la Sra. Knickerbocker todavía están trabajando para mejorar el curso. La casa club se utiliza para muchas funciones, como reuniones, cenas, fiestas y duchas, y recientemente pusieron un techo sobre el pozo de barbacoa detrás de ella. "Aquí conoces a tanta gente agradable", dijo la Sra. Knickerbocker. Estoy segura de que Pat nunca se dio cuenta de que una gran razón por la que todas las personas estaban tan felices era porque ella ayudó a que fueran así con su sonrisa y la forma en que tenía de hacer que todos sintieran que a ella le gustaban, y estaba muy contenta de verlos. Hizo que todos se sintieran especiales.

Solo tengo que agregar uno de mis recuerdos a esta historia. Irving y yo solíamos jugar con frecuencia y en ese momento los chicos Knickerbocker aún eran pequeños. Uno de ellos, imagino que era Mark, estaría en el campo jugando con un palo tan largo como alto. Es muy divertido verlo retroceder, alinear su pelota y, usando todo el largo del palo, golpear esa pelota. E incluso entonces estaba mostrando signos de excelencia.
En 1967, cuando tenía 15 años, ganó el campeonato de clubes al disparar un diez sobre par 150 en el torneo de dos días de 36 hoyos. Tuvo rondas de 35-37-39-39. Sus rivales más cercanos estaban a 8 golpes de distancia.


El Knickerbocker en el lago

Ubicado justo en las hermosas orillas del lago Michigan, el Knickerbocker on the Lake ofrece alojamiento distintivo en el centro de Milwaukee en una ubicación ideal. Conservando gran parte de su encanto histórico original, nuestro hotel cuenta con todas las comodidades necesarias para una estadía tranquila con detalles que hacen de la estadía en Knickerbocker una experiencia única.

Ya sea que esté de visita por un fin de semana, una estadía prolongada o viaje por negocios o placer, nuestro hotel de Milwaukee ofrece el alojamiento perfecto que se adapta a una amplia variedad de necesidades de viaje.

Precioso hotel

Este hotel es impresionante desde la gran entrada a la habitación y está a poca distancia a pie (si le gusta caminar hasta una milla) de Brady Street y Lakeside Brewery. El personal era amable y la habitación estaba limpia.

Buen brunch

Mi hija y yo disfrutamos de un delicioso brunch dominical. bayas frescas en tostadas francesas estaban deliciosas. El batido de frutas es realmente bueno. El Knickerbocker tiene un ambiente agradable y relajante.
La ubicación está cerca del lago Michigan en el centro de Milwaukee.


Contenido

Guerra prehispánica-americana

Durante el transcurso de finales de la primavera y el verano, el monitor, asignado al Escuadrón del Atlántico Norte, visitó los puertos de la costa este: Savannah, Georgia (17 a 23 de mayo), Port Royal, Carolina del Sur (23 de mayo a 8 de junio), Brunswick, Georgia (23-28 de julio), Southport, Carolina del Norte (2-10 de agosto) y una visita de regreso a Port Royal (12-20 de agosto), intercalando estas visitas al puerto con operaciones en Hampton Roads y Chesapeake Bay. Al principio de este período de operaciones, la combinación de defectos en el diseño de los monitores en general (ventilación inadecuada para las fuerzas de la sala de máquinas, en particular) y el calor del verano produjeron condiciones infernales a bordo. anfitrita, en algunos casos, incluso derribando a miembros de la "banda negra" que debían realizar sus tareas en las salas de máquinas y de bomberos del barco. [2]

Tras las reparaciones y alteraciones posteriores al shakedown en Norfolk, anfitrita Zarpó el 20 de noviembre de 1895 hacia Annapolis, Maryland, y llegó allí al día siguiente. Al descender al río York y la bahía de Lynnhaven poco después, el monitor realizó prácticas de tiro en Hampton Roads antes de regresar a Norfolk. Luego se dirigió hacia el sur desde Norfolk el 13 de diciembre de 1895 hacia la costa este inferior. Visitó Charleston, Carolina del Sur en ruta, y llegó a Key West el 9 de enero de 1896. Permaneció en Key West, perforando milicias navales, durante seis meses, saliendo del puerto de Florida el 10 de junio para una sucesión de puertos, Brunswick, Savannah y Southport, llegando finalmente a Norfolk el 29 de junio. Sirvió en instrucción de la milicia naval en Norfolk hasta el 9 de julio, cuando acompañó al Escuadrón Atlántico en los simulacros frente a la playa de Tolchester, Maryland. Pasó los siguientes meses operando entre Norfolk, Charleston y Tompkinsville, Staten Island, hasta principios de mayo de 1897. Mientras operaba desde Charleston entre febrero y abril de 1897, realizó un entrenamiento en curso en un promedio de tres días por mes. [2]

Separado del Escuadrón Atlántico el 7 de mayo de 1897, anfitrita sirvió como buque escuela para la instrucción de capitanes de armas. Como tal, aparentemente fue colocada en ordinario en Norfolk, ya que no fue puesta nuevamente en servicio hasta el 2 de octubre de 1897, con el capitán Charles J. Barclay al mando. Los hombres que puso en servicio pronto demostraron ser invaluables en la guerra con España. Unos 45 capitanes de cañones entrenados "que habían recibido el entrenamiento exacto adecuado para igualar el cañón moderno", dieron "buena cuenta de sí mismos" en la acción contra los barcos españoles. Al despejar Hampton Roads el 5 de octubre, el monitor visitó New Bedford, Massachusetts, del 7 al 23 de octubre, y Tompkinsville del 24 de octubre al 12 de noviembre, antes de regresar al sur, a Lambert's Point, Virginia, llegando el 14 de noviembre. [2]

Despejar Hampton Roads el 16 de noviembre, anfitrita Llegó a Port Royal el 19 de noviembre y permaneció allí durante más de un mes. Después de visitar Charleston del 23 de diciembre de 1897 al 1 de enero de 1898, regresó a Port Royal y permaneció allí durante más de tres meses. [2]

Guerra hispano Americana

En febrero de 1898, las tensiones entre Estados Unidos y España sirvieron de telón de fondo para la explosión, en el puerto de La Habana, del crucero blindado. Maine. A medida que Estados Unidos y España avanzaban hacia la guerra, una serie de órdenes comenzaron a desplegar a la Armada de los Estados Unidos para estar lista para las hostilidades. anfitrita zarpó de Port Royal el 5 de abril y llegó a Cayo Hueso el 8. Allí permaneció hasta el 22, antes de ser operada desde ese lugar del 22 al 27 de abril. Estaba en el mar cuando Estados Unidos declaró la guerra a España, comenzando la Guerra Hispanoamericana. [2]

El 1 de mayo anfitrita y su barco hermano Terror partió de Key West y poco después se unió a la flota del contraalmirante William T. Sampson en el camino hacia el este desde su crucero frente a la costa de Cuba en busca del escuadrón del almirante Pascual Cervera. Debido a que los monitores no podían transportar grandes cantidades de carbón, Sampson ordenó que los monitores fueran remolcados por barcos más pesados. Iowa dibujó anfitrita, una tarea recordada con poco afecto por el oficial al mando del primero, el capitán Robley D. Evans, en su autobiografía:

"Cuando llegamos a la cita, a última hora de la tarde, encontramos allí, entre otros barcos, dos monitores: el Terror y el anfitrita& # 160. Me ordenaron remolcar el anfitrita con el Iowa. El mar estaba muy tranquilo y pronto la arrastramos a nueve nudos, pero antes de que terminara el trabajo deseé no haber visto nunca un monitor. Cuando una vez fuera de la protección de los bancos de arena, el mar comenzó a subir, y pronto todo en el camino de las líneas de remolque se había separado, y fue solo cuando redujimos la velocidad a siete nudos o menos que pudimos hacer que algo se mantuviera. Nos encontramos en mar abierto buscando un enemigo que pudiera navegar a una velocidad de dieciséis a dieciocho nudos mientras nosotros apenas podíamos mantener siete. La perspectiva de atraparlo no era muy brillante. Sin embargo, estábamos haciendo todo lo posible con las herramientas que el Gobierno nos había dado para trabajar. "[2]

Después de "muchos retrasos molestos", escribe Evans, los barcos estadounidenses llegaron a su destino, San Juan, Puerto Rico, en la tarde del día 11. [2]

En la mañana del 12 de mayo, anfitrita fue asignado a la 1.ª División y navegó sexto en columna mientras los barcos de Sampson se dirigían a San Juan. El almirante había visto que no había barcos españoles en el puerto —objeto de su crucero— pero decidió atacar las defensas del puerto, para "desarrollar sus defensas y fortalezas" y luego girar hacia el oeste para continuar la caza. Bajo cielos hermosos, los barcos estadounidenses se mantuvieron a través de las grandes olas hacia su objetivo. [2]

Llamando a "todas las manos" a las 04:00 para completar los preparativos para la acción, los barcos se dirigieron al cuartel general una hora más tarde. Iowa Comenzó la acción a las 05:16 con su delantera de 6 libras. Durante dos horas y media, los barcos bombardearon las posiciones españolas en San Juan. anfitrita arrojó 17 proyectiles de 10 pulgadas hacia la costa, así como 30 proyectiles de 4 pulgadas, 30 de 3 libras y 22 de 6 libras en el transcurso de la acción. La explosión de los cañones de 10 pulgadas del barco destruyó el carruaje y las barandillas de la superestructura, y otros elementos de daños menores que no "destruyeron en ningún grado la eficiencia del barco". La irritación crónica del barco -la mala ventilación- afectó al barco en el transcurso de la acción, cuando el compañero de un artillero de guardia en la torreta de popa murió por el calor. anfitrita El capitán Barclay comentó sobre las lamentables condiciones en su informe posterior a la acción, señalando que cuando el barco fue cerrado en las estaciones de acción, la "falta total de ventilación debajo" produjo "un calor tan intenso que lo hizo casi imposible. que los hombres apostados allí permanezcan en sus puestos ". [2]

Hacia el final de la acción, anfitrita perdió los servicios de la mitad de su batería principal, cuando una manguera blindada en el tubo de escape de la torreta posterior estalló, inutilizándola "en un momento en que podría haber prestado un servicio muy eficiente". El monitor había enviado la señal al buque insignia de que su después de la torreta se había desactivado, a las 19:12 a las 19:45, Iowa sonaba "seguro". [2]

La flota de Sampson luego formó una columna hacia el noroeste y se retiró. anfitrita Regresó a Key West, su base de operaciones, el 19 de mayo, y permaneció allí hasta el 24. Durante los próximos dos meses y medio, anfitrita operó puesto de Key West en servicio de bloqueo, expandiendo su área de operaciones para incluir aguas frente a Cap-Haïtien, Haití, a fines de julio, poco antes de que se le ordenara llegar al Cabo San Juan, Puerto Rico el 2 de agosto, [2] el desembarco designado sitio de la invasión de Puerto Rico por el Ejército de los Estados Unidos.

Anclado detrás de un cayo cerca de la costa y fuera de la vista del continente desde el 1 de agosto, en la noche del 6 de agosto, el capitán Barclay envió dos grupos de barcos a tierra con 28 marineros y 7 oficiales de anfitrita bajo el mando del teniente Charles N. Atwater y del ingeniero asistente fallecido David J. Jenkins, con órdenes de volver a encender y ocupar el Cabo San Juan Light. También se les ordenó cuajar a 60 mujeres y niños de la localidad de Fajardo que se consideraban en peligro por haberse puesto del lado de los estadounidenses. [3]

Trágicamente, el cadete William H. Boardman resultó mortalmente herido cuando su revólver se soltó de la funda defectuosa, cayó al suelo de mármol y se disparó en la parte interna del muslo izquierdo cuando entraba al faro oscurecido con tres marineros. Esa noche, Boardman fue evacuado a anfitrita, donde murió dos días después. Boardman fue una de las 23 muertes de la Marina de los EE. UU. Relacionadas con el combate durante toda la Guerra Hispanoamericana y la única muerte de la Marina durante las operaciones de Puerto Rico. [4]

Tras enterarse de la presencia estadounidense, el 4 de agosto, el gobernador general Manuel Macías y Casado envió al coronel Pedro del Pino y unos 220 efectivos, entre ellos guardias civiles, a reconquistar la localidad. Cuando el coronel Pino ingresó a Fajardo en la tarde del 7 de agosto, lo encontró casi desierto porque los residentes, por temor a una batalla, habían huido al Faro de Fajardo y los cerros circundantes. Cerca de la medianoche del 8 de agosto, las tropas de Pino iniciaron su asalto al faro. El grupo de desembarco de anfitrita Los marineros que ocupaban el faro apagaron la luz y señalaron a los barcos en alta mar, iniciando el bombardeo desde la costa cuando los cañones navales comenzaron a disparar un patrón de protección. Después de dos horas intercambiando armas pequeñas y fuego de ametralladora con los estadounidenses en el faro, las fuerzas españolas se retiraron a Fajardo. Los estadounidenses no sufrieron bajas, a pesar de una llamada cercana cuando un proyectil naval descarriado rompió las paredes de 2 & # 160ft (0.6 & # 160m) de espesor del faro al alcance de seis hombres, pero no explotó. Las bajas españolas fueron dos muertos y tres heridos, incluido un teniente. [3] [4]

Temprano a la mañana siguiente, el capitán Barclay decidió que la ocupación continua del faro tenía un valor marginal y ordenó a sus hombres que regresaran al barco. Un grupo de desembarco de 30 marineros de anfitrita y un número similar de marines estadounidenses del crucero protegido Cincinnati bajo el mando del teniente John A. Lejeune desembarcó para asegurar el área mientras los 60 civiles de Fajardan abordaron el remolcador armado Leyden para pasaje a Ponce. Los bluejackets cerraron el faro, dejaron la bandera de Estados Unidos ondeando y regresaron al barco. En Fajardo, los hombres de Pino derribaron las banderas estadounidenses que ondeaban sobre la Aduana del puerto y el Ayuntamiento, regresando a San Juan luego de verificar que el faro estaba abandonado. El contingente de unos 20 guardias civiles que había acompañado a Pino, se quedó para mantener el orden en el pueblo. La Batalla de Fajardo fue la única vez que las fuerzas estadounidenses se retiraron de una posición durante la Campaña de Puerto Rico. [4]

anfitrita Partió del Cabo San Juan el 18 de agosto hacia Guánica, Puerto Rico, llegando al día siguiente, y permaneció allí hasta el 31 de agosto, día en el que zarpó hacia St. Nicholas Mole, Haití. Continuando luego hacia Hampton Roads, llegó allí el 20 de septiembre. Saliendo de ese puerto seis días después, el 26 de septiembre, anfitrita se mudó a Boston, Massachusetts, donde permaneció desde el 29 de septiembre de 1898 hasta el 25 de febrero de 1899. [2]

Antes de la Primera Guerra Mundial

Nave de entrenamiento

Durante los próximos meses, anfitrita operó en la costa este de los Estados Unidos, en Sandy Hook, en Hampton Roads y en Port Royal antes de regresar a Hampton Roads del 21 al 30 de mayo de 1899 para recibir instrucción en artillería. Posteriormente visitó Filadelfia, Pensilvania, Newport, Rhode Island y New Bedford. [2]

Debido a su calado ligero y su plataforma estable, anfitrita se consideró bien adaptado para el trabajo de artillería y recibió a bordo dos clases al año formadas por 60 hombres. Desde el 1 de julio al 4 de octubre de 1899, el monitor llevó a cabo instrucciones de artillería desde New Bedford, y el 12 de octubre navegó hacia el Navy Yard de Nueva York para las reparaciones necesarias. Una vez completado este período de patio, anfitrita zarpó hacia Port Royal el 3 de diciembre, deteniéndose en el camino en Norfolk en busca de carbón y municiones. Al llegar a su destino el 9 de diciembre, comenzó su curso de formación en artillería nueve días después. El 17 de enero de 1900, el remolcador Chickasaw fue entregado a anfitrita y equipado con una batería de 6 libras y una de 1 libra para el resto del recorrido, el remolcador resultó ser un valioso complemento del monitor, sirviendo como una "plataforma móvil económica, práctica y efectiva" para la práctica de mover subcalibre. anfitrita completó su trabajo en Port Royal el 19 de abril y se dirigió hacia el norte, acompañada por Chickasaw, con parada en Norfolk en camino, y llegó a Tompkinsville el 9 de mayo, de allí a New Bedford, donde llegó el 14 de junio. El tirón Osceola posteriormente reemplazado Chickasaw como anfitrita licitación, que se unió al monitor frente a New Bedford el 25 de junio de 1900. [2]

anfitrita llevó a cabo su entrenamiento de artillería hasta que partió de New Bedford el 5 de octubre para el Boston Navy Yard, donde fue sometida a reparaciones del 7 de octubre al 14 de noviembre. Al recibir reclutas de hombres para la clase de artillería en Tompkinsville y Norfolk, el monitor regresó a Port Royal, donde llegó el 29 de noviembre. Fuera de una breve visita al puerto de Brunswick, Georgia, del 28 de enero al 6 de febrero de 1901, anfitrita permaneció en Port Royal hasta el 10 de mayo, cuando zarpó hacia Norfolk y Tompkinsville, llegando a esta última el 3 de junio, en ruta de regreso a su destino final de New Bedford. anfitrita continuó la importante labor de adiestramiento de capitanes de armas durante el verano y el otoño. Considerado que necesita una revisión general, anfitrita fue puesto fuera de servicio en el Boston Navy Yard el 30 de noviembre de 1901. [2]

Comisionado de nuevo en Boston el 1 de diciembre de 1902, el teniente comandante. Edwin H. Tellman al mando, anfitrita fue ordenada a la Estación de Entrenamiento Naval en Newport, para el servicio, el 10 de enero de 1903. Sirvió allí hasta principios de 1904, cuando fue enviada a la Base Naval de la Bahía de Guantánamo, Cuba, para el servicio como barco de la estación. Desempeñó este deber hasta que se separó el 19 de junio de 1907 y fue puesta fuera de servicio en League Island el 3 de agosto de 1907. [2]

Puesto en comisión, en reserva, el 14 de junio de 1910, anfitrita fue asignada al deber, entrenando reservistas en la Milicia Naval de Missouri, en St. Louis, Missouri, bajo el mando del Contramaestre Patrick Shanahan, un deber que cumplió hasta que fue asignada a entrenar reservistas en Nueva Orleans, Louisiana, el 12 de mayo de 1912. Independiente de este deber cuatro años más tarde, el 12 de mayo de 1916, el barco procedió a New Haven, Connecticut, para ser asignado a la milicia naval del estado de Connecticut. [2]

Primera Guerra Mundial

anfitrita Despejó Bridgeport, Connecticut, el 2 de febrero de 1917 para reparaciones y alteraciones en el Navy Yard de Nueva York, y llegó al día siguiente, el 2 de febrero. El 17 de febrero, el barco partió del astillero y se detuvo río abajo hasta Narrows, cerca de Rosebank, Staten Island, NY, para trabajar en la red submarina en compañía de tres remolcadores. Hudson, W. J. Conway, y Lizzie D.y encendedores de la Marina Víctor, Transportey el tirón S. W. Holbrook. Más tarde, en compañía de M. M. Millard, George T. Kirkham, y John Nichols, continuó su trabajo poniendo la red frente a Rosebank. [2]

Después de más reparaciones en el Navy Yard del 2 al 17 de marzo anfitrita Reanudó su servicio con la Milicia Naval de Connecticut, llegando a New Haven el 18 de marzo. Llevó a cabo esta tarea de entrenamiento, con reclutas de hombres de Yale y Harvard para recibir instrucción en artillería, señalización y náutica, hasta principios de abril. Con la entrada de Estados Unidos en la Primera Guerra Mundial en ese momento, anfitrita partió de New Haven el 7 de abril para el Navy Yard de Nueva York y reparaciones y alteraciones. Regresó a Rosebank para proteger las redes el 15 de abril. Fue asignada al 3er Distrito Naval el 27 de abril de 1917. [2]

Asignado el deber de examinar todos los barcos que entran o salen del puerto de Nueva York (excepto los barcos del Ejército o la Armada que se identificaron mediante el intercambio de señales), anfitrita También recibió todos los informes de actividad submarina con las aguas frente al distrito. Por la noche, apuntó sus reflectores a las redes a intervalos regulares o para permitir el paso de embarcaciones autorizadas. Tal deber no estaba exento de riesgos. [2]

A las 19:16 del 13 de junio de 1917, el vapor Manchuria estaba de pie fuera del puerto de Nueva York en una espesa niebla y chocó con anfitrita, sufriendo daños por debajo de la línea de flotación. Intentando despejar, Manchuria raspó la proa de la nave de guardia, y el puntal de la hélice se estropeó el cable, manteniéndola firme durante 20 minutos. Manchuria Bajó sus botes y abandonó el barco. Dos botes patrulleros de sección y un velero a motor se quedaron al lado y se llevaron botes salvavidas a remolque. Por último, Manchuria fue remolcado y varado frente a Tompkinsville, mientras anfitrita continuó con sus deberes de cuidado de la red. [2]

El 26 de octubre, la guardia se dirigió al New York Navy Yard para realizar reparaciones y permaneció allí hasta el 20 de noviembre, cuando regresó a su puesto en Rosebank. Realizaba allí sus funciones cuando, el 14 de diciembre de 1917, el vapor británico Islas Británicas chocó con ella durante una fuerte tormenta de nieve, causando no solo un daño considerable a anfitrita pero también a las redes de torpedos del Narrows. [2]

Después de las reparaciones, anfitrita permaneció de servicio en Rosebank, intercalando tareas de guardia con mantenimiento y reparaciones en el Navy Yard de Nueva York, hasta octubre de 1918. Saliendo de Nueva York el 24 de octubre hacia Hampton Roads, anfitrita realizó carreras de estandarización y prácticas de tiro en Tangier Sound a fines de octubre y la primera semana de noviembre, el 8 de noviembre, dejó Tangier Sound, a través de Hampton Roads, hacia Rosebank. Regresó a Staten Island el 11 de noviembre de 1918, el día en que terminó la guerra en Europa con el armisticio. Por último, anfitrita Partió de Nueva York hacia Filadelfia el 30 de abril de 1919 y llegó el 1 de mayo. [2]

El 30 de diciembre de 1918, USS & # 160Knickerbocker& # 160 (SP-479) fue asignado como licitación a anfitrita y sirvió como barco de despacho. [5]

anfitrita fue dado de baja en el Navy Yard de Filadelfia el 31 de mayo de 1919 y eliminado de la Navy List el 24 de julio de 1919. El 3 de enero de 1920, fue vendida a A. L. D. Bucksten de Elizabeth City, Carolina del Norte. [2]

Servicio comercial de posguerra

Despojado de sus torretas y superestructura, el barco fue remolcado a Beaufort, Carolina del Sur, donde fue utilizado como hotel flotante. Posteriormente fue remolcada a Florida con el mismo propósito, y se rumoreaba que "a bordo se realizaba una cierta cantidad de juegos de azar de moda". Se rumoreaba que el notorio gángster Al Capone estaba interesado en el antiguo buque de guerra. [2]

Fletado por el gobierno en 1943, el barco fue remolcado por aguas interiores a la ciudad de Elizabeth, donde proporcionó viviendas para los trabajadores que estaban construyendo una nueva estación aérea naval allí. Después de la Segunda Guerra Mundial, yacía junto a un muelle en Georgetown, Carolina del Sur, de donde fue remolcada a Baltimore, Maryland, en la primavera de 1950. La colocaron en un resbalón dragado en el banco en Sandy Point, cerca de donde el nuevo Chesapeake Se iba a construir Bay Bridge, pero el negocio de un restaurante y hotel flotante resultó lento y fue vendida de nuevo en la primavera de 1951 y llevada a Baltimore. Los planes para reacondicionar el barco para trabajos de apoyo a la exploración petrolera en los campos petroleros venezolanos fracasaron y el barco se vendió a Patapsco Steel Corp., Fairfield, Maryland. En la primavera de 1952, se completó el desguace. [2]


Hospital Knickerbocker: una inspiración para Cinemax & # 8217s The Knick

Fotografiado con fecha de 1886, la institución se llamaba entonces Manhattan Hospital, cambiando su nombre a J. Hood Wright Memorial Hospital, luego a Knickerbocker Hospital en 1913 (Imagen cortesía del Museo de la Ciudad de Nueva York)

El viernes comienza El Knick en Cinemax, un drama histórico ambientado en el Hospital Knickerbocker de principios de siglo. . El año pasado, Tom deambuló por el set de Broome Street de The Knick. (Check out his pictures here.) Are you checking this out live this Friday night (August 8, 10pm)? Follow along with me on Twitter where I’ll try and keep up with historical tidbits about the era and the events that are depicted.

Although the hospital depicted in the show is technically fictional, there was a Knickerbocker Hospital in New York during this time period. It will be interesting to see if the show’s institution bears any resemblance to the real Knickerbocker:

Knickerbocker Hospital
Localización: Covent Avenue and 131st Street
The hospital depicted in The Knick is much, much further downtown. However, with the arrival of elevated trains and, later, the subway, some new immigrants would have settled in upper Manhattan to escape the crowded tenements. So the types of patients treated at these institutions would have been similar.

Objetivo: According to the 1914 Directory of Social and Health Agencies, “Gives free surgical and medical treatment to the worthy sick poor of New York City. Incurable and contagious diseases and alcoholic, maternity and insane patients not admitted. Emergency cases received at any hour.”
Estadísticas: In 1914, they had 57 beds, 1,096 cases treated in a year
Fondos: Care is free to “the worthy poor” and the hospital is supported by charitable contribution

Historia: The hospital began its existence as the Manhattan Dispensary in 1862, located in upper Manhattan when it pretty much looked like this: (Image courtesy the US National Library of Medicine)

The hospital treated injured Civil War soldiers. It was founded by a Philadelphia railroad man named James Hood Wright who worked for banker J.P. Morgan.

Mr. Wright died suddenly on November 12, 1894, collapsing at an elevated train station on Rector Street and never regained consciousness. In honor of his contributions, the hospital was renamed the J. Hood Wright Memorial Hospital, although, from reading the news clipping below, it seems that was not a great idea.

The name change was facilitated by a lack of funding for the hospital. In 1910, hospital executives blatantly proclaimed “the hospital was inadequate to serve the needs of the west side of Harlem.”

From a notice in the New York Sun, June 23, 1913:

“The J. Hood Wright Memorial Hospital, which was incorporated in 1868 as the Manhattan Dispensary, has got permission from Supreme Court Justice Page to change its name to the Knickerbocker Hospital.

The petition says that since Mr. Wright’s death the population of the district served by the hospital has increased greatly and the necessity of more funds for the hospital has increased proportionately.


The hospital managers and Mr. Wright’s heirs believe that the present name of the hospital leads to the belief that it is so liberally endowed it does not require outside assistance and for this reason, none have been forthcoming. They say Mr. Wright desired outsiders to contribute.”

J. Hood Wright is memorialized in a public park just off the Manhattan approach to the George Washington Bridge. located on the land where Mr. Wright’s mansion once stood.

At right: A photo of the old Wright house. You can see the George Washington Bridge in the background. (Courtesy Museum of the City of New York)

The Knickerbocker’s neighborhood of Harlem became the heart of New York’s African-American culture, but hospital staffing did not reflect this change.

There were many reported incidents of black patients being poorly treated here during the 1920s and 30s. According to author Nat Brandt, the wife of WC. Práctico “lay critically ill in an ambulance for more than an hour while officials of Knickerbocker Hospital discussed whether to admit her.” [source]

In May 1959, Billie Holiday was admitted here after collapsing in her apartment, but her liver and heart disease were so advanced that she was transferred to a hospital better suited for treatment. (She died a few weeks later.)

Knickerbocker Hospital remained open until the early 1970s when mounting debts almost forced it to close. The state of New York took it over and renamed it Arthur C. Logan Memorial Hospital after a prominent black physician. That hospital seemed to suffer from the same financial woes as the others and eventually closed for good in 1979.

I’m looking forward to doing more research New York’s medical institutions in the coming weeks, and I hope the show does it justice!


The Details

T he Berg Dictionary of Fashion History defines knickerbockers as:

“A loose form of breeches of tweed, etc., fastening with a band below the knee introduced at first for the voluntary militia, and then used by civilians for country pursuits “cut three inches wider in the leg and two inches longer than ordinary breeches” (1871, The Tailor & Cutter). Usually worn with a Norfolk or other type of sports jacket for golf, etc. The name derived from the fictional Dutch founders of New York as depicted by Washington Irving in his History of New York by Dietrick Knickerbocker (1808).”

Alex Newman defines knickerbockers in Fashion A-Z: An Illustrated Dictionary (2009) as:

“Full, loose fitting pants that reach to the knee or just below, where they are gathered into a band and may be fastened with a buckle or button. First worn by men and boys in the mid 19th c., later became popular for woman also, especially for cycling and other sporting activities. So named because the American author Irving Washington (1783-1859) wrote A History Of New York (1809) under pseudonym knickerbocker, a name that came to be used in reference to New York’s original Dutch immigrants and, later, the baggy breeches which they wore.” (103)

Fig. 1 - Designer unknown (American). Black knickerbockers, ca. 1900. Cotton. New York: The Metropolitan Museum of Art, 1983.44.4. The Jacqueline Loewe Fowler Costume Collection, Gift of Jacqueline Loewe Fowler, 1983. Source: The Met

Fig. 2 - Designer unknown (American). Patterned Knickerbockers, first quarter 20th century. Wool. New York: The Metropolitan Museum of Art, 1981.149.13a, b. The Jacqueline Loewe Fowler Costume Collection, Gift of Jacqueline Loewe Fowler, 1981. Source: The Met

Fig. 3 - Designer unknown. Woman cyclist in knickerbockers, 1896. Photograph. Private Collection. Christchurch City Libraries. Source: Te Ara: The Encyclopedia of New Zealand

Fig. 4 - Designer unknown. Men's knickerbockers, 1997. Photograph. Men’s Fashion in the twentieth century. From frock coats to intelligent fibres, by Maria Costantino, 1997. Source: Wordpress

Fig. 5 - Artist unknown (American). Check printed knickerbockers, ca. 1900. Linen. New York: The Metropolitan Museum of Art, 1980.171.4. The Jacqueline Loewe Fowler Costume Collection, Gift of Jacqueline Loewe Fowler, 1980. Source: The Met

I n Fairchild’s Dictionary of Fashion, Charlotte Mankey Calasibeta defines knickerbockers as:

& # 82201. Loose breeches gathered or pleated into buckle band at knee, introduced for men about 1860 originally for country wear. 2. Worn by women for bicycling in early 1890s. 3. Used by men for golf and sportswear in late 19th c., and early 20th c. 4. Fashionable for boys from 1863 and worn with short collarless jacket, older boys wore with a waistcoat. By 1890s worn with Norfolk jacket. In early 20th c., usually called “knickers”.” (319)

los Encyclopedia of New Zealand writes of a late 19th-century photograph of a woman bicycling in knickerbockers (Fig. 3):

“Some 19th-century women wore ‘bloomers’ or knickerbockers for cycling – like this woman in Christchurch in 1896. But this attire sometimes attracted abuse from onlookers, as members of the city’s Atalanta Cycle Club found. They decided to revert to skirts in 1893, but later relaxed the rule as people got more accustomed to seeing women in trousers on bikes.”

The c. 1900 knickerbockers (Fig. 1) are baggy and more loose fitting the gatherings under the knees are created with elastic instead of buttons or buckles. The knickerbockers in Figure 2 are a more tailored and modern version of the garment and were likely worn as a fashion piece and not for engaging in strenuous sport or activity. Indeed by the early 20th century, knickerbockers were not just worn as sportswear. As seen in Figure 3, the style became fashionable as regular menswear and was worn on a daily basis.

Fig. 6 - Designer unknown (American). Cremeknickerbockers, early 20th century. Wool. New York: The Metropolitan Museum of Art, 1979.152.29. Gift of Jessie Leonard Hill, 1979. Source: The Met


'The Knick's Gory History Is Super Real

With cocaine-addled doctors, botched C-sections, a suicide before its first 15 minutes are up: The Knick , Cinemax's new series from Steven Soderbergh, is only one episode old, but the 1900-set drama about the invention of modern medicine has already proved to be nearly as mesmerizing as it is gruesome. This summer has been full of ambitious scary-gross new dramas, like The Strain y The Leftovers, de los cuales The Knick is only the latest. The Knick, however, is made all the more fascinating by the fact that its depictions of disease, gore, and immorality are all inspired by real events.

According to The Bowery Boys blog, The Knickerbocker, the hospital from which The Knick derives its name, was a real New York hospital that operated from 1862 to 1979 in Harlem. The institution went through several names throughout its existence. It started as a hospital for northern Civil War veterans known as the Manhattan Dispensary. By 1895 the building had been rechristened J. Hood Wright Memorial Hospital, and in 1913, its name was finally changed to the Knickerbocker, a moniker that stuck until a few years before its closing, when it was renamed the Arthur C. Logan Memorial Hospital.

Hello, Name & Location Change

So the Knick actually existed during the time of the Cinemax show, but it didn't get that name until 13 years later. Beyond that, there are other differences between the fictional hospital and the actual Knick. For one, the show is set way downtown in the Village, whereas the historical hospital is located at Covent Avenue and 131st Street, at the opposite end of Manhattan. Today, the Knickerbocker building is an apartment complex for senior citizens, according to Bowery Boogie.

But There's Plenty of Truth

But despite these editorial changes, much of The Knick is based in fact. As in the show, the Knickerbocker was a hospital serving primarily poor and immigrant patients, the Bowery Boys report. And Clive Owen's character, Dr. John Thackery, is based in part on an actual person, Dr. William Stewart Halsted, who invented many new surgical instruments and techniques in the early 20th century and, like Thackery, was known to be addicted to cocaine and morphine, according to the Johns Hopkins Institute. Of course, these substances were not illegal at the time, but that doesn't exactly mean they were safe to use while operating on other people.

All About Algernon Edwards

Another aspect of the show that is historically accurate is its portrayal of racism among the hospital's staff. It is established from the first episode that Thackery opposes integration, and he refuses to work with a new black doctor, Algernon Edwards. The Bowery Boys report that the real Knickerbocker had a similar policy regarding African-Americans, often refusing to treat them, despite the hospital's mission to serve those who could not afford to pay for medical care.

In coming episodes of The Knick we'll see André Holland's character, Dr. Edwards — the only black doctor at the hospital — attempt to treat African-American patients in secret. The first African-American to ever earn a medical license was James McCune Smith in 1837 — but Smith was trained at the University of Glasgow, Scotland, because no American college would admit him, according to PBS. En The Knick (which is set 63 years after Smith became a doctor) Edwards went to Harvard (which graduated its first black student, Richard T. Greener, in 1870). But before starting at the Knick, the fictional Edwards had only previously practiced medicine in Europe, because American hospitals refused to hire him, which lines up with his onscreen incarnation.

La línea de fondo

It's still too early to tell if The Knick is worth watching all the way through, or if it doesn't deliver the quality to justify its graphic content. But having such an extensive history behind the show's concept does make me more interested in seeing where this season goes. And the fact that Soderbergh is at the helm can only mean good things for the show. Maybe he can even get his old pal Channing Tatum to drop by for a scene — in one of Thackery's opium-fueled hallucinations, perhaps?


یواس‌اس نایکرباکر (اس‌پی-۴۷۹)

یواس‌اس نایکرباکر (اس‌پی-۴۷۹) (به انگلیسی: USS Knickerbocker (SP-479) ) یک کشتی بود که طول آن ۱۱۰ فوت (۳۴ متر) بود. این کشتی در سال ۱۸۷۳ ساخته شد.

یواس‌اس نایکرباکر (اس‌پی-۴۷۹)
پیشینه
مالک
تکمیل ساخت: ۱۸۷۳
اعزام: ۲۲ سپتامبر ۱۹۱۷
مشخصات اصلی
گنجایش: 123 gross register tons
درازا: ۱۱۰ فوت (۳۴ متر)
پهنا: ۲۳ فوت ۱۱ اینچ (۷٫۲۹ متر)
آبخور: ۱۱ فوت (۳٫۴ متر)
سرعت: 9 knots

این یک مقالهٔ خرد کشتی یا قایق است. می‌توانید با گسترش آن به ویکی‌پدیا کمک کنید.


En Japón

In Japan, knickerbockers called 'tobi trousers' are often worn by construction workers, and their popular length has significantly increased over time, lowering the baggy part down the bottom of the leg like plus-fours and plus-sixes, and sometimes to the feet like trousers.

Knickerbockers are often worn in baseball as pants, a custom that has been practiced even since long pants became widely used in the U.S. The traditional knickerbockers of old were more like pants that had been folded back with long socks.


Perfect knickerbocker glory

Deberes 15 min
cocinera 6 min
Makes 2

For the almond brittle
1 tbsp golden syrup
2 tsp sugar
⅛ tsp flaky salt
50g flaked almonds

For the raspberry sauce…
200g raspberries
2 tsp icing sugar

… or for the chocolate sauce
60g cocoa powder
100g sugar
¼ tsp flaky salt

To finish
200ml whipping or double cream
1 tbsp icing sugar
1 tsp vanilla extract
4 maraschino or fresh cherries
200g chopped fruit of your choice
– I like pineapple and green grapes
6 scoops ice-cream of your choice – I like a mixture of vanilla and chocolate
2 chocolate flakes or wafers

Start by making the almond brittle. Heat the oven to 200C (180C fan)/390F/gas 6 and line a baking tray. Gently heat the golden syrup, sugar and salt in a small pan until melted, then add the almonds and stir to coat. Spread out on the prepared tray, bake for six to eight minutes, until golden brown, then remove, leave to cool and harden, then roughly chop.

To make the raspberry sauce, whizz the raspberries to a puree, then pass through a sieve to catch the seeds, and stir in the sugar to taste.

If making the chocolate sauce instead, put the sugar in a small pan with 250ml water and bring to a simmer, stirring to dissolve the sugar. Whisk in the cocoa and salt, and continue to cook, stirring, until thickened, then leave to cool.

Whip the cream in a large bowl until it just holds its shape, then whisk in the sugar and vanilla.

To assemble the dish, put a cherry in the base of a tall glass and top with a spoonful of fruit, followed by a scoop of ice-cream and a spoonful of your chosen sauce.

Sprinkle over a few of the nuts, and repeat these layers, this time omitting the cherry, twice more. Top with a dollop of cream and more nuts, add the flake and a second cherry, and eat immediately.

The knickerbocker glory: a fond memory, or something best left in the past, riding on the coat tails of an undeniably fantastic name? What’s your favourite ice-cream sundae?

This article contains affiliate links, which means we may earn a small commission if a reader clicks through and makes a purchase. All our journalism is independent and is in no way influenced by any advertiser or commercial initiative. By clicking on an affiliate link, you accept that third-party cookies will be set. More information.


Ver el vídeo: Bulova Accutron Legacy Day Date: ЭТО КРАСИВО. лимитка в стиле 70-х